Esta semana habrá Gobierno

Clavijo piensa corriendo. Menos mal. / Facebook.

  • Clavijo intenta equilibrar la región con los nuevos nombramientos

Fernando Clavijo ha prometido que esta semana habrá Gobierno. Y es inevitable que comiencen a surgir nombres para ocupar las cuatro consejerías vacantes, que llevarán consigo una pedrea de cargos, vice-consejeros y directores generales, con los que el presidente intentará contentar –aunque sea por poco tiempo, porque parece inevitable que CC sea derribada del Gobierno más pronto que tarde— a las distintas facciones nacionalistas. Clavijo ya tiene en mente los nombramientos, pero al parecer algunos nombres no gustan en los reinos de taifas de la coalición convertida en partido. En mi crónica de cada día tienen ustedes algunos nombres que sería ocioso repetir aquí. Y, además, basta que sean publicados para que se gafen. Clavijo intentará, ya digo, contentar a todas las facciones de Coalición Canaria, enemistadas. Los problemas los tiene en Fuerteventura (tres diputados) y en El Hierro (dos) En la primera de las islas citadas hay dos bandos, uno el herrerista (de José Juan Herrera) y otro el cabrerista (de Mario Cabrera). Por ahora, gana el segundo. Los herreños nunca se han considerado miembros de CC, sino un partido asambleario, que va por libre, pero que ahora se lamenta de que ha sido abandonado por CC, partido al que ha dado su apoyo en numerosas ocasiones. Si tenemos en cuenta que el PNC tampoco está contento del todo con lo que está pasando, ahí hay seis diputados nacionalistas que podrían no apoyar a Fernando Clavijo en una hipotética moción de censura. Estoy hablando en hipótesis, pero todo es posible. Paulino Rivero sabía manejar muy bien a los distintos bandos de CC, hasta que lo defenestraron a fuerza de traiciones, algunas de ellas tan graves que parece que hubo algo más que conversaciones de por medio. CC ha llegado a una situación poco menos que caótica, en donde no se sabe quién manda. De momento, Clavijo tiene potestad para nombrar a esos cuatro consejeros vacantes por le huida del PSOE. Bueno, huida relativa. Ya están sintiendo el frío de la calle, sobre todo la ex vicepresidenta Patricia Hernández, que no tiene quien le escriba. En fin, que esta semana saldremos de dudas, pero, por si acaso, lean ustedes la sección Más o menos confidencial, que puede acertarlo todo o nada, pero que cita rumores que empiezan a salir por ahí. Y ya se sabe que el rumor es la antesala de la noticia. Menos en CC, claro. El equilibrio que pretende Clavijo con los nuevos nombramientos es como una partida de ajedrez. Le ayuda Barragán, que quiere escalar peldaños. Y que es un buen alumno de Paulino Rivero.

Compartir en Redes Sociales

Es una publicación de El Diario de Tenerife.com